Oceanía

Melbourne : belleza y diversión en Australia

Melbourne de noche

Melbourne compite directamente con Sidney como la ciudad más vibrante y cosmopolita de Australia. Situada a orillas del río Yarra, Melbourne es una ciudad donde el turista encontrará todo tipo de diversiones; desde playas donde practicar surf, restaurantes y pubs de moda, centros de arte o tiendas a la última moda. Un compendio de opciones para esta modernísima ciudad que parece no descansar nunca.

Comience su visita en el centro dela ciudad, animadísima zona donde podrá llegar después de subirse y bajarse alegremente en su tranvía circular gratuito. Visite el Mercado de Queen Victoria, con multitud de opciones para los visitantes más curiosos y los bolsillos más diversos. Llegue a la zona de Southbank, a la vera del río y disfrute en alguno de sus bares y bistrots. Si le gusta el juego no deje de sorprenderse en su enorme casino.

Relájese disfrutando del arte moderno en alguno de los museos del centro cultural de Federation Square. Al salir, será un buen momento para disfrutar de uno de los Jardines botánicos más grandes y emocionantes del mundo. Un oasis de naturaleza en medio de la gran ciudad.

Otra maravillosa opción es contratar una travesía en kayak para realizar el descenso del río Yarra y si lo que le gusta es el mar, tome un coche o contrate una excursión para acercarse hasta la playa de St Kilda, uno de los mejores lugares del mundo si es aficionado al surf.

El romanticismo se adueña de los paisajes si se acerca en coche hasta la Península de Mornigton. Aquí  las esplanadas infinitas repletas de viñedos, nos regalan una postal de colores interminables que además se confunden con la orilla del mar en pueblecitos tan pintorescos como Sorrento. Recorra las playas desde Ocean Beach hasta Portsea Back Beach y enmudezca aquí de envidia antes las opulentas mansiones  de Portsea, encaramadas a los acantilados, tal vez tan envidiosos como usted mismo.